Aerogeneradores caseros



Entre los aerogeneradores podemos diferenciar los grandes aerogeneradores eólicos agrupados en parques o centrales eólicas y los pequeños aerogeneradores caseros que se usan para suministrar energía eléctrica a edificios e instalaciones que no están conectados a la red eléctrica. Cada vez es más habitual ver pequeños aerogeneradores caseros en zonas rurales, en escuelas, supermercados, granjas e incluso viviendas particulares. Poseer un pequeño aerogenerador casero a parte de solucionar el suministro de energía eléctrica es como declarar al mundo que uno está implicado en la lucha contra el cambio climático.

Un aerogenerador casero de 2 metros de altura colocado en el tejado es suficiente para aprovechar el viento y generar electricidad. El diámetro de las aspas ronda los 3 metros. La potencia de los pequeños aerogeneradores oscila entre los 1,5 kw y los 3 kw. Una de sus grandes ventajas es que requieren muy poco mantenimiento.

Incluso existe la posibilidad, para los más manitas, de construir un pequeño aerogenerador nosotros mismos. En comercios especializados en energias renovables podemos encontrar los materiales necesarios junto con los manuales e incluso con asistencia técnica para su instalación y garantía de funcionamiento. Se pueden encontrar pequeños aerogeneradores caseros de 400w a partir de 700 euros.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada